Las empresas de medicina prepaga aumentarán sus planes a partir de abril. Las subas rondarán entre 15 y 19%, de acuerdo a cada empresa.

Cabe mencionar que será el cuarto aumento consecutivo por encima de los dos dígitos. Este incremento se agrega a la de 40% en enero, 27% en febrero y 20% en marzo.

Según explican los representantes de las principales empresas del sector, el futuro aumento tiene su explicación en el decreto de necesidad y urgencia 70/2023 dictado por Milei en diciembre pasado, en el que, además de habilitar la desregulación, dispuso la creación de un nuevo impuesto.

La nueva carga tributaria es del 20% y se cobra sobre los adicionales que paga un trabajador por un plan superador al que le ofrece su obra social. Tendrá una retroactividad a diciembre

El destino del dinero recaudado por las empresas irá a parar al Fondo Solidario de Redistribución (FSR), el cual tiene por fin garantizar la cobertura del Plan Médico Obligatorio (PMO) – es decir, las prestaciones mínimas – a todos los afiliados del sistema, además de compensar costos extraordinarios por prestaciones especiales o tratamientos complejos.

«Más allá de que nosotros estamos de acuerdo con la desregulación y creemos que va a ser una ventaja para la gente, cuando leímos el decreto vimos una cuestión muy técnica que es que las obras sociales aportan a lo que se llama Fondo Solidario de Redistribución, el 15% si son sindicales y el 20% si son de dirección del aporte que perciben de los trabajadores», señaló Claudio Belocopitt, presidente de la Unión Argentina de Salud (UAS), en declaraciones a C5N.

En ese sentido, el empresario afirmó que el FSR es «un fondo que claramente no funciona» y pidió «a los periodistas y políticos a ver cómo funciona ese fondo».

«Creemos que Milei tiene que mirar esto porque va a contramano de lo que él piensa, porque estamos creando un fondo que vuelve a ser una caja gigante, que también lo va a manejar la casta, porque lo maneja la política, que ha funcionado pésimamente mal hasta ahora y que lo vamos a hacer mucho más grande y va a funcionar peor», remarcó.

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *